FAQs

FAQs

¿VENTAJAS DE TENER UN CARGADOR EN PROPIEDAD?

Hagamos unas cuentas muy sencillas, sin complicaciones.

  •  La batería de un VE estándar a día de hoy, año 2020 es de 40kWh. Si bien, los siguientes vehículos la superan:

– Tesla: de 75 a 120kWh

– Corsa: 50 kWh

– Audi e-Tron: 95 kWh

– Hyundai Kona: 60 kWh

– Nissan Leaf: 60 kWh

  •  Consideremos que se recarga cuando le queda el 20% de capacidad

– E=40 x 0,8 = 32 kWh

  •  El diferencial por compra-venta medio 1 que se cobra a día de hoy por el kWh en la recarga de un VE, sin incluir el IVA es de:

– Carga semirrápida (Modo 3): 0,27 -0,1 €/kWh = 0,17 €/kWh

– Carga rápida (Modo 4): 0,37 – 0,1 €/kWh = 0,27 €/kWh

Estos precios dependerán de la contratación con la distribuidora del cliente.

  • El Vehículo Eléctrico está todavía poco implantado, estimemos que se recargarían en un momento inicial:

– Carga semirrápida (Modo 3): 2 vehículos/día

– Carga rápida (Modo 4): 4 vehículos/día

MODELO A

Las grandes distribuidoras eléctricas ofrecen a las empresas la instalación gratuita de estaciones de recarga en sus instalaciones (si lo considera un punto estratégico) de forma totalmente gratuita. La empresa que aloja el punto a cambio, recibe un porcentaje de los beneficios que la primera obtiene por la venta de energía para recarga. Este porcentaje, oscila entre el 3% y el 7%. Este acuerdo queda sujeto a contrato con una duración mínima de 10 años.

MODELO B

El cliente decide instalar una estación de recarga y ser el propietario de la misma. Hace el estudio económico de la inversión y se dedica a la venta de energía para recarga.